La cultura latinoamericana ha sabido cautivar al mundo con su encanto particular. Latinoamérica es el resultado de muchas mezclas, y eso la hace aún más rica en el imaginario universal. Colores, sabores, ritmos y tradiciones llaman poderosamente la atención de viajeros que eligen pasar sus vacaciones en las cálidas aguas del Caribe, conocer la hermosa Patagonia, o visitar el lugar exacto en donde se originó el imperio incaico: Perú.

Perú tiene una cultura ancestral que es digna de admiración. La civilización incaica fue el mayor imperio de la América Precolombina. Los Incas, también conocidos como Quechuas, tuvieron su origen en lo que hoy se conoce como Perú y han expandido su cultura a Bolivia, Argentina, Colombia, Ecuador y Chile.

La cultura Inca como fuente de inspiración

El Cerro Arcoíris y las líneas de Nazca son sólo un par de las bellezas que tiene Perú. El imperio Inca ha inspirado películas, decoraciones y videojuegos en todo el mundo, así como las tragamonedas temáticas que se juegan en lucky nugget . Es imposible no reconocer los elementos geométricos y colores en el diseño de su producción textil, bordados y adornos.

La riqueza textil de los pueblos Precolombinos se ha reinterpretado hoy en día. Los colores vibrantes son característicos de los tejidos y productos que se exportan desde Perú a varios continentes. El sistema de riego de cultivos de los incas sorprendió a muchos científicos e historiadores y la gastronomía peruana es reconocida como una de las mejores a nivel mundial, por su sublime mezcla de sabores.

Muchos diseñadores de moda se han inspirado en la vestimenta Inca al realizar sus colecciones. Películas de acción y libros de aventuras se basaron en las historias y leyendas de los pueblos originarios. Las montañas y la ciudad del Cusco seducen a viajeros de todo el mundo que desean conocer una de las siete maravillas del mundo: Machu Picchu.